Su total rechazo a las modificaciones presentadas por el Ministerio de Agricultura al proyecto de ley de apicultura que se tramita en el Senado, manifestó el senador Eugenio Tuma, dado que las propuestas del Gobierno no resguardan la salud de los polinizadores, no protegen las especies vegetales nativas melíferas, no establece distancias mínimas para los planteles de material genético y tampoco regula adecuadamente el uso de pesticidas dañinos para las abejas.

“No entiendo que el Ministerio de Agricultura se oponga a proteger los servicios de polinización, la salud de las abejas y restringir el uso de pesticidas que son letales según una amplia evidencia científica en el mundo”, enfatizó el legislador PPD.

Se ha planteado, aseguró el senador, que es una materia más compleja, que implica incorporar otros ministerios como el de Medio Ambiente. “Si ese es el camino habrá que recorrerlo, porque requerimos una solución legislativa a la altura de los problemas que enfrenta la apicultura y la polinización”, enfatizó.

Tuma agregó que Agricultura debe tener una mirada más integrada y compleja entre producción silvoagropecuaria, diversidad biológica y promoción de los pequeños productores, incorporando las recomendaciones de la FAO y los compromisos que Chile ha suscrito en esta materia.

Agregó que las indicaciones solamente reafirman las competencias sanitarias del SAG, pero no prohíbe los neonicotinoides u otros pesticidas peligrosos, además de no contener ninguna innovación en materia de política de fomento apícola”, lamentó el senador.

Además, Tuma criticó que las propuestas de Agricultura sólo establecen una regulación por vía de etiquetado, no incorporando un principio precautorio en la legislación apícola. Tampoco contiene ninguna regla respecto al hábitat de las abejas, olvidando sus servicios ecosistémicos y cómo puede ser afectada en sus condiciones de sobrevivencia por la intervención en sus entornos de vida y forrajeo.

“Requerimos una ley que sirva para esta actividad que es fundamental para la agricultura y para la seguridad alimentaria del país. Tenemos la obligación de representar a los apicultores y esta iniciativa del Ejecutivo no está resguardando sus necesidades, por lo tanto aunque el proyecto demore más o tenga más costos para el Estado, debe incluir nuestras propuestas”, enfatizó el legislador PPD.

Finalmente, según Tuma, la crisis de los polinizadores afecta la seguridad alimentaria de los países, y la crisis de la agricultura afecta a los productores, la exportación de miel y sus derivados y los pequeños agricultores que desarrollan cultivos tradicionales y sustentables”, aseguró el presidente de la Comisión de Economía.

Senado

Además del encuentro sostenido con Tuma, los dirigentes de los apicultores a nivel nacional se reunieron con el presidente del Senado, Andrés Zaldívar y con el presidente de la Comisión de Agricultura, José García, instancia en que los legisladores se comprometieron a efectuar un trabajo conjunto y programar un amplio seminario donde sean escuchados todos los planteamientos para elaborar una ley que proteja a las abejas y los polinizadores.

“Hoy somos un gran enjambre de agrupaciones apícolas a nivel nacional, y si es necesario tocar todas las puertas para resguardar la sustentabilidad de la actividad y la salud de las abejas, nos seguiremos movilizando por la biodiversidad y la agricultura en general”, planteó María Inés Carvallo, dirigente de APIVALPO A.G.