En este dinámico e importante mercado resulta paradojal e injusto que los bancos no tengan la obligación de liberar las garantías aunque se haya extinguido la deuda, más aún cuando muchos consumidores no saben cómo liberarlas y sus garantías quedan cautivas por años.

Entre 2014 y el primer trimestre del 2015 el Sernac recibió 148 denuncias, por negativas o lentitud en liberar garantías por parte de la entidad financiera que otorgó el crédito hipotecario. Los bancos son las instituciones más denunciadas por el no alzamiento de la prenda, con un 90% del total, de las cuales el 40% no han sido acogidas ni respondidas.

En nuestro país hay 5 millones 570 mil garantías en el sistema bancario, de las cuales, 3 millones 974 mil corresponden a garantías reales o de personas y 1 millón 484 mil son hipotecarias, el valor comercial total alcanza a más de 13 mil millones de UF.

Por esto, estamos trabajando en un proyecto de ley en el que establecemos que los bancos deban regularizar en forma obligatoria, el alzamiento de las escrituras de hasta 6 años de antigüedad, lo que deberá concretarse en un plazo no superior a tres años.

En relación a los plazos, establecimos que la ley comience a regir después de 120 días publicada la norma, tras lo cual los bancos tendrán un plazo de 45 días para que ingresen el alzamiento de las propiedades a su costo, ante el Conservador de Bienes Raíces.

Puedes seguir la tramitación de este proyecto de ley en el siguiente link: Visitar articulo en Senado